PAU FERNANDEZ

Soy Pau, estudiante universitario, entrenador de dos equipos de fútbol (benjamines e infantiles) y jugador juvenil de fútbol del CP de Sarrià.


Yo empecé a usar Bemer con 16 años porque mi madre me lo recomendó. No tenía ningún problema de salud pero me dijo que me iría muy bien para recuperarme después de hacer deporte. Cuando terminaba los entrenamientos y los partidos solía tener agujetas, algunas veces estaba “tieso” (musculatura cargada), después de algún partido había tenido algún tirón o golpe, nada de importancia pero si molestias.


Desde que empecé a usar Bemer noté un gran cambio en mi estado físico y mental, tanto antes como después de practicar deporte.

Físicamente porque todas esas molestias citadas anteriormente desaparecieron. Noté también que aguantaba mucho mejor los 90 minutos del partido, teniendo más resistencia y aumentando mi rendimiento duran el match; incluso doblaba partidos el mismo fin de semana si mi club lo requería sin angustia ni pagar factura física después.

Mentalmente afrontaba los partidos con un enfoque totalmente distinto (más positivo), hasta el punto que si no me ponía la Bemer notaba una bajada de mi rendimiento en el terreno de juego.


Suelo tener pocas lesiones, pero con Bemer aún me siento más fuerte y preparado; cuando mis compañeros de equipo tienen algún percance de Salud, vienen a casa a ponerse la Bemer para recuperarse antes de dicha lesión.


Ahora me pongo la Terapia Físico Vascular BEMER cada día y evidentemente antes y después de cada entreno y partido. Antes para preparar mi cuerpo y musculatura para el esfuerzo físico que realizaré. Y después para relajar y ayudar a eliminar las toxinas propias de realizar deporte.

Entre mis amigos y compañeros cuando tienen algún dolor o lesión ya se rifan quien va a venir a ponerse la Bemer.

+34 677 504 681

España

©2020 por BENNU SALUD